Últimas noticias

Lo que pasa cuando lees “Lo que pasa cuando no pasa nada”

CAPate7W8AEn165Hay libros que nacen con una voluntad muy clara: atrapar al lector. Y Jordi Cervera pretende eso mismo con Lo que pasa cuando no pasa nada (2015). Con un matiz, claro está. Carlos Zanón lo explica muy bien: «Cervera plantea cada poema como una caja de música, una jaula con la puerta abierta para que salga la canción y se quede dentro el lector». A continuación, mis propias razones para leer a Cervera.

En primer lugar, creo que la referencia a Vila-Matas al comienzo del poemario supone toda una declaración de intenciones. Dicho de otra manera: mencionar a Vila-Matas no es un acto inocente. Veamos:

Dice Vila-Matas

[…]
que siempre ha perseguido la originalidad
en la asimilación de las máscaras
[…]

No hay composición sin máscara. No hay poema sin máscara. En realidad, hay pocas cosas en la vida que carezcan de una máscara. Leed el poemario y quitadle la máscara a Cervera. En segundo lugar, todo poema plantea una reinterpretación. En este caso, asistimos a la reinterpretación de canciones que, en mayor o en menor medida, nos han marcado. Dice Cervera:

[…]
las corcheas melancólicas de aquel “Sweet Jane”
de los Cowboy Junkies
que ha olvidado para siempre la ira y la devastación del
viejo Reed;
[…]

O atendiendo un poco más al panorama nacional:

[…]
esa calle viva y ardiente
donde bullen las pasiones que despierta el Boca,
el Boca en boca de María,
de María Jiménez,
[…]

Claro está que he seleccionado mis versos (y mis referencias) favoritos. En el poemario, hay muchas más referencias dedicadas, por ejemplo, a Dylan, a Morrison o a Joy Division. Elegid y reinterpretad vuestras canciones favoritas. Yo he hecho lo propio con Sweet Jane. Y en tercer lugar, porque solo un libro que comienza con una referencia a Vila-Matas puede acabar con otra referencia a Vila-Matas:

También dice Vila-Matas
que, en su Barcelona natal,
cuando cree reconocer a alguien por la calle,
le asalta un momento de pánico
[…]

Y volvemos a las máscaras. Quizás, tras leer este poemario no consigáis arrancar la máscara de Cervera. Pero puede que sí consigáis reinterpretar canciones (y poemas), retorcerlas, hacerlas propias.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s