Últimas noticias

Ed is Dead: “Estoy enganchado a la sensación que tienes cuando acabas una canción”

Pic_9843m

Ed is Dead ha dado un paso adelante, el más valiente y del que más orgulloso puede estar de su prolífica trayectoria. Es muy complicado encontrarse a una personalidad musical más inquieta y siempre atenta a seguir aprendiendo, evolucionando y mejorando en su trabajo. Tras un sinfín de proyectos y bandas donde ha participado, Ed is Dead publica su primer álbum, “Change”, una colección de canciones donde la electrónica bien hecha comparte protagonismo con unas voces invitadas de un nivel espectacular.

Conocí personalmente a Edu Ostos (Ed is Dead) cuando no era más que un quinceañero, literalmente, tocando en una precoz banda de esas que duran lo que aguanta la diversión que nos reporta el proyecto, y por entonces Edu fue como nuestro “guía espiritual” en el terreno musical. Casi una década después volvemos a encontrarnos, mucho tiempo ha pasado para ambos, pero la publicación de su primer disco bajo su propio nombre merecía la ocasión e ilusión del reencuentro. Hablamos de su disco “Changes”, la multitud de colaboraciones vocales que hay en él, su faceta como embajador de Cubase Steinberg y DJ profesional:

 

Cuando yo te conocí, años atrás, más que DJ y productor de música electrónica, que por entonces realizabas tus primeros acercamientos a ese campo, eras un músico, baterista concretamente. Ahora visto con perspectiva, ¿cómo ha sido la evolución desde entonces hasta hoy tener publicado tu primer bajo tu nombre, “Changes”? ¿En qué momento decidiste que tu camino estaba en la electrónica?

(Risas) No lo sé, no creo que fuera intencionado. Vas perdiendo interés por un solo instrumento y lo vas ganando por el cuadro entero. Al principio cuando empiezas, por ejemplo, por la batería, es algo inmenso, tienes el latin, el rock, el jazz, el metal… Pero llega un momento que ya controlas bastante, siempre es infinito, pero empiezas a ver la foto entera. También, como siempre había producido un poco, es lo natural. De repente, te empieza a absorber más tiempo lo otro porque es más nuevo y es más amplio, puedes investigar más, en la batería ya te quedas más estancado. Pero no fue intencionado.

Estoy pensando… Hombre, yo creo que cuando empecé el disco de Baselab, ahí era un momento en el que sientes o crees que estás haciendo algo innovador al mezclar drum & bass y rap, y era como ¡buah! (risas) ¡Estoy cambiando la movida! Entonces la sensación esa de estar creando algo y su magia mola mucho, engancha mucho. También creo que produzco muy rápido y estoy enganchado a la sensación que tienes cuando acabas una canción. Porque, de hecho, acabar un corto, una película o un cuadro es algo que se tarda mucho, pero acabar una canción es algo que relativamente puedes hacer en poco tiempo, y no sé qué segregará, si endorfinas o lo que coño segregue, ¡pero mola mucho! La oyes, te la llevas en el iPhone, luego la escuchas por la noche… Y es una sensación a la que yo creo que estoy muy enganchado. Entonces necesito estar acabando canciones constantemente porque si no estoy un poco como de bajón. Ahí ya te metes a enchufarte a producir como una bestia.

Sí, porque de leerte en Facebook siempre estás en un grupo o con un proyecto nuevo, ¡no paras!

Sí, estoy y estaré, porque es lo que más feliz me hace. Tengo la suerte de haberlo encontrado, porque hay gente que se tira toda la vida buscando qué es lo que le llena. Empieza a ser un poco preocupante porque no hago otra cosa. O sea, me levanto, hago música, llego, voy a pinchar, luego toco, hago un disco de no sé quién… Vale, ¡estaría bien tener un poco de vida! Pero tampoco me voy a quejar (Risas)

¡Si esa es tu vida! Ayer se publicó tanto el disco como el primer videoclip, correspondiente a la canción Praise. ¿Qué tal están siendo los primeros mensajes que te están llegando?

Yo estoy flipando, porque precisamente con el disco ha sido como, mira, me da igual lo que piense esa peña, yo voy a hacer esto. Pues puta casualidad que cuando decides hacer eso es cuando mejor está saliendo. Todas las críticas son buenas, todavía no he tenido una crítica mala, que si la hay bienvenida sea, de hecho, son exageradamente buenas y hay cosas incomprensibles, como que estemos sonando en Radio 3 o en Los 40. Entonces muy bien. No me lo creo, es decir, tampoco me quiero flipar, pero era un disco que he hecho más por mí.

Ed_by PatygelduckSegún he podido leer, este último año que has dedicado a la creación del disco ha sido bastante intenso. ¿Cuándo llegó el momento de decir “voy a hacer mi disco, mi debut”?

Yo creo que fue un equilibrio entre estar hasta la polla y realmente estar preparado. Hasta ahora había estado aprendiendo, yo entendía como que aún no tenía el nivel suficiente para lo que yo quería hacer. Y este año ya ha sido el de ya me empiezan a sonar las cosas realmente como quiero, veo un tratamiento de voces americano y creo que llego, o veo el disco de un sueco y sé cómo hacerlo y sueno parecido. Entonces ya empiezas a estar preparado, que nunca dejas de aprender, pero eh, quería llegar aquí y ya estoy. Ahora es como vale, ¿qué cuentas? También ha sido un poco estar harto de estilitos, el tener que buscarme un seudónimo para tal, ahora haces esto y tienes que coger otro nombre porque es otro estilo… Mira, esta es mi peli, me ha costado mucho aprender a hacer todo esto, yo lo voy a hacer y a esperar lo que venga. Yo creo que ha sido el momento, pues antes o no estaba tan quemado como lo estaba ahora o no estaba preparado.

Es un disco muy variado, hay canciones más lentas, otras súper bailables. Aparte tú has estado estos años en cientos de proyectos muy distintos entre sí. Con esta experiencia y aprendizaje acumulado, ¿tenías muy claro lo que querías para este disco y lo que no?

Tenía más claro lo que no que lo que sí. Es decir, sabía que no quería copiar nada, quería intentar que fuera original, en la medida de que no vas a inventar ningún género, pero no quería hacer un tema de dubstep, ni quería hacer un tema de house, quiero hacer algo que sea única y exclusivamente mío; seguro luego la gente le saca mil parecidos. No quería eso. Y tenía claro que quería canciones, o sea, no quería temas free¸ quería transmitir cosas como cuando compones con una guitarra o con un piano, entonces bajo eso toda locura que quepa en cada tema era posible.

Otro de los aspectos significativos de este disco es, sin duda, las voces. Cuentas con un sinfín de colaboraciones vocales de gran calidad. ¿Hay alguna que te guste especialmente o que te haya sorprendido su resultado?

Me flipan. Realmente la gente que está no ha sido por causalidad. O sea, son gente que he conocido o han pasado por mi vida y considero que son especialmente increíbles. No es “tengo esta canción, a ver para meterle una voz”, no, podría haber tenido mil opciones y las que he elegido las he elegido por algo. La más difícil de encontrar fue en Black, donde canta Taki Tekyurt, porque yo tenía claro el tipo de timbre y registro que quería, pero era muy difícil encontrar a alguien que cante así, y con Taki increíble, lo bordó. Le tengo muchísimo cariño a Changes, la primera, con Niccó, porque me parece que se sale mucho de mi registro habitual, es una voz muy dulce y ella la letra me la regaló.

Además el estilo de Niccó es muy pop.

Sí, sí, pero es que no quiero cerrarme. Luego Odille o Clara son mis niñas protegidas, entonces tenían que estar sí o sí porque son como mi familia. Ed Zepp que también tiene un registro muy neutro, y como buscaba algo entre Queens of the Stone Age, The Beatles o algo así armonizado, era eso lo que necesitaba, una voz neutra, limpia. Para mí es un orgullo contar toda la gente que ha colaborado, ellos están encantados y yo más de producirlo.

A mí me ha sorprendido mucho la colaboración de Ale Acosta (Fuel Fandango), que ha sido llevarle a otro terreno. Si él mezcla el pop, con un aire flamenco y un poquito de electrónica con Fuel Fandango, en Still around here le has metido de lleno en el electro.

Realmente fíjate, a Ale estuvimos intentando meterle en Black, pero luego no nos cuadró pero quería que estuviera en el disco porque es uno de los productores que más admiro de aquí. Entonces al final no está como vocal, está como guitarrista, pero como había dos líneas de sintes fue “Ale, tío, quiero que estés en mi disco, eres alguien a quien admiro”. Me encanta el curro que hace con Fuel Fandango y es un tío que realmente ha hecho discos de Enrique Morente. En España hay gente muy muy muy buena, y yo creo que él es uno de ellos.

Ed Dijng

¿Y no te atreverías tú a ponerle voz a algunas de las canciones de este disco?

Creo que a la única que llegaría es a la de Still around here. Aparte, yo tengo un disco grabado, que nunca verá la luz por el bien de la humanidad, como de indie con guitarras, me lo grabé todo, y yo cantando y tocando royo Vetusta Morla o Zoo. Está en mi disco duro y no va a salir de ahí (risas). Entonces no sé, no descarto cantar, de hecho hay temas por ahí de otra gente que tienen mi voz y te partirías el culo, pero es muy jodido lo de la voz y soy muy exigente. No soy buen cantante, como muchos otros no buenos cantantes que hay, pero si estoy produciendo algo que yo considero de un nivel muy alto no me voy a conformar con una voz que no esté a ese nivel, entonces necesito gente que realmente tenga algo particular en la voz, por eso en el disco está Niccó u Odille, que son gente que tiene voces muy guays, entonces no puedo bajar el listón por mucho que quiera yo hacerlo.

En otros términos, por ejemplo, en electrónica de pistas, sí he grabado cosas, porque son temas donde la voz tiene un papel más como un sampler o un elemento más sin tener un valor principal. En el disco la voz está muy presente, entonces no doy la talla.

Como antes has dicho, también está Clara de Vipership. Ella no podía faltar, pero me gustaría preguntarte si hay planes futuros para Vipership.

Sí, nos volveremos a juntar, pero yo creo que al final se va a quedar como la “secret session de Queens of the Stone Age”, como banda de colegas que nos juntamos que necesitan dar hostias y romper palos haciendo rock, y venga, hasta la próxima (risas). Es que es así, somos colegas, nos lo pasamos increíble tocando y no tiene más pretensiones. Hay un par de maquetillas y no sé, Clara está muy liada ahora, pero quizá en un año o así lo mismo nos da por hacer un disco o hacerte una gira.

También buscabas que la gente bailara con este disco. Por ejemplo, No rush me parece a su modo bastante bailable, a pesar de ser bien tranquilota, tiene su ritmo.

Fíjate, con No rush lo que pretendía era… Suelo ser bastante denso a nivel compositivo, y quería algo fácil. No tiene nada que ver con lo que voy a decir, pero siempre me han gustado cosas como Green Day, donde no necesitas un esfuerzo por entenderlo, y hay muchos temas de London Grammar que son temas sencillos, es fácil. Entonces con No rush quería eso, una canción fácil, y por eso fue la voz de Barbarella, que también es una voz dulce, tampoco tiene muchos altibajos de registros. Necesitaba algo que te pusieras en casa para estar tranquilo, sin prisas, y eso era lo que quería transmitir.

Dejando un poco al margen el disco, llevas un tiempo dando masterclass de Cubase (Steinberg Cubase es el Pic_9662msoftware de producción musical profesional), ¿qué tal la experiencia?

Es lo más fácil. Estoy todo el día encerrado en una cueva haciendo música y que de repente te digan que expliques lo que haces es lo más fácil que te puede pasar en la vida (risas). Sí, aparte ha sido muy guay, porque siempre he querido intentar hablar con los desarrolladores porque yo no le he echado más horas nunca a nada en mi vida que a eso. Entonces que te llegue la gente de Cubase Steinberg y te diga que de toda Europa, donde tienen a Hans Zimmer, a Noisia, a Buraka Som Sistema y a siete pibes más que son ultra top se hayan fijado en ti y quieran que estés en ese roster es como… ¡Que me hace más ilusión eso que tocar en el Tomorrowland! (risas) “Te queremos en el top de nuestros productores”, buah.

También realmente ahora en la música importa tanto la propia música como el marketing, el management o lo que sea, pero estamos hablando de una cosa donde sólo se fijan en cómo produces, en cómo suena tu peli. Se la suda si eres guapo, feo, gordo, bajo… Estás ahí por tu producción y eso para mí es un reconocimiento increíble, ¡y encima ser el primer español de eso!

Cuéntame un poco acerca del arte de este disco, que estás muy orgulloso de cómo ha quedado. ¿Has dado alguna pauta o ha surgido todo del propio artista?

Okuda, que es quien ha realizado todo el arte, yo le conozco de hace tiempo, pero tampoco teníamos relación de súper colegas. Entonces le pasé el disco, le flipó y dijo “quiero colaborar contigo”. Dijimos “ok, vamos, pero vamos a hacer algo como yo quiera, tramboliko” (risas). No, fue una colaboración de verdad, yo le pasé lo que era el disco para mí, en términos un poco místicos, y él tiene la estrella del caos, que significa todo lo contrario a la de los cuatro vientos, que es orden, esto es como algo anárquico donde lo que importa es realmente lo que quieres expresar. Entonces hizo la pieza esa y hacemos también una edición limitada en vinilo con una litografía que va firmada por los dos y era como “ok, vamos a hacerlo, pero vamos a hacerlo guay, como algo que sea de coleccionista”. Para mí que un artista como Okuda, que está por todo el mundo exponiendo, le flipe tanto como para hacer eso con mi disco… Por eso te digo, que precisamente ahora algo a mi bola que me da igual y me pasan cosas como estas, ¿y por qué he tardado yo 34 años en hacer esto? (Risas)

¿Y cómo tienes pensado llevar al directo “Changes”? Porque según te he leído estás preparando algo bastante espectacular.

El directo ya el año pasado lo estuvimos haciendo. Vienen Odille, yo llevo lo que son las máquinas, samplers, sintes, un par de cajas de ritmos, Echedey va con baterías. Por ejemplo, Odille se está haciendo el Black y mola muchísimo, y para la presentación en Madrid voy a intentar que vengan casi todos los invitados, pero está siendo complicado porque son tantas personas que tengo que traer y cada una está en una punta. Madre mía, no quiero saber de esto si fuera una gira. Pero sí, quiero hacerlo en directo, pero en directo de verdad, o sea, tocar, no tirar y darle al play.

Después de todos estos proyectos en los que andas metido, y tras haber publicado tu primer disco, ¿qué crees que va a ser lo siguiente?

¡Lo siguiente ya lo tengo hecho! (risas) Después de verano, creo, saldrá un disco que estamos terminando con Ariadna Castellanos, que es una pianista de flamenco jazz, y para el disco hemos intentado mezclar electrónica, flamenco y jazz. No es un disco fácil, pero es de las cosas más top que he hecho en mi vida, porque son musicazos todos los que han participado en el disco, Ariadna es un primer nivel internacional de jazz. Entonces es un disco de jazz y encima es meterle electrónica de verdad, no tirar cuatro loops. Para mí ha sido un reto, un currazo increíble de grabar contrabajos, jaleos, cajón, baterías, coros, voces, encima con colaboraciones internacionales y eso va a ser lo siguiente. Bueno, eso y hacer los directos de Ed is Dead y con Ariadna, o sea, tengo curro (risas).

Para terminar, háblanos de tu faceta de DJ. ¿Cómo comenzaste y ha sido tu evolución como DJ?

Llevo pinchando como doce años y empecé como hobbie. Si te gusta la música es bastante guay, de hecho, cuando yo empecé tenía mucha música rara y al final, claro, de hacerlo se ha convertido en algo que se te da bien porque quizá por tu faceta de músico y te da mayor facilidad, y llega un momento en que se te está yendo de las manos, ¡tengo más bolos de DJ que bolos de tocar! (risas) Creo que hay que tenerle respeto. Creo que hay demasiado intrusismo y es algo que hay que practicar mucho. Yo me he tirado muchas horitas a los platos hasta que he aprendido a pinchar bien. El problema es que ahora es muy fácil. Cuando yo empecé era pinchabas o pinchabas, no había más cojones, pero ahora con todos los avances tecnológicos es bastante fácil. Si pinchas bien y tienes un concepto de sesión de verdad es brutal, pero creo que es de las profesiones con más intrusismo que hay.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s