Últimas noticias

Tripulante Y Crucero: “La música debe ser algo de mirada abierta, como casi todo en la vida”

TripulanteYCrucero_4

Tras tres años han pasado desde que se publicó el primer LP de Tripulante Y Crucero, “El sonido de los mapas” (Gran Derby Records, 2012), este año pudimos comenzar a disfrutar de su continuación, “Los pueblos” (Gran Derby Records), once nuevas canciones con sonoridades latinas muy distintas a todo lo que te puedes encontrar hoy día en el panorama nacional. Hablamos con Javi Peña, cantante y compositor principal de Tripulante Y Crucero acerca de la importancia de lo tradicional en este nuevo álbum, cómo fue el trabajo en este sonido o, entre otras cosas, en qué medida influye en las canciones la variada procedencia de los integrantes de la banda:

 

“Los pueblos”, vuestro segundo álbum se publicó por abril. De esto hace ya poco más de medio año. ¿Cómo ha sido su camino desde entonces?

Tripulante Y Crucero yo creo que es, sin duda, un grupo pequeño, y los primeros meses han sido un poco de reseñas, de salir críticas en webs y revistas. Nosotros estamos contentos, a la gente les ha parecido bien, un buen disco, eso nos alegra mucho, y ahora estamos un poco en el paso de empezar a tocar más. Es decir, es lo que te doy a entender con que somos un grupo pequeño, porque cuando es un grupo grande directamente te llaman para tocar, pero aquí hay un rodaje: los primeros meses sale el disco, la gente lo escucha, salen reseñas… Y ahora, de cara a este final de año y el comienzo del siguiente, estamos centrados en tocar, en movernos. Nos apetece tocar mogollón, nos apuntamos a un bombardeo.

Quisiera ir un poco al principio de todo. En este disco hay tropicalismo, ritmos latinos, otros más africanos… ¿Cómo fue vuestro primerísimo acercamiento a estos sonidos? ¿Quizá hubo un disco que despertara vuestro interés?

Yo como compositor principal, para mí es muy influyente mis orígenes. He nacido en Canarias, y Canarias ya sólo geográficamente es un puente entre África, Sudamérica y Europa. Es un sitio con una cultura muy marcada, una alta inmigración, gente de Sudamérica, gente de África, al final no dejas de ser tampoco europeo, y yo creo que eso es lo que más me ha marcado. Vivir en un lugar tan particular. Luego, más que grupos en particular o discos en concreto, a nosotros como banda, o en el lado de los que componemos las canciones, somos mucho más de sonoridades, es decir, nos atraen esos sonidos de Latinoamérica, de Brasil, de Cuba, de África, esas texturas, e intentamos absorber o tratar de traer eso a nuestra música, que no deja de ser pop, no somos ni músicas del mundo, ni somos folclóricos ni nada.

Tu procedencia de Canarias era algo sobre lo que también te quería comentar, pero no sólo es tu caso, sino que cada uno de la banda sois de un lugar distinto, aunque como banda residáis en Madrid. ¿En qué crees que influye en vuestras canciones este origen tan diverso?

Yo creo que se mezcla todo, cada uno de nosotros, e incluso con colaboradores que hemos tenido anteriormente siempre hemos sido de lugares totalmente dispares. Las diferencias de cada uno han sido enriquecedoras, porque a la vez de que cada uno éramos de un lado cada uno teníamos nuestro punto de vista, nuestros gustos musicales, pero de una forma muy abierta. Pensamos que la música debe ser algo de mirada abierta, como casi todo en la vida, no esto es bueno y esto es malo, ni esto es peor o esto es mejor, sino que cada un poco le gusta lo que le gusta. Nos gusta tener esa mirada abierta, y que cada uno sea de un lado distinto yo creo que conjuga en este proyecto, que es un poco heterogéneo, pero dentro de esa heterogeneidad tiene un rumbo, un único camino hacia la confluencia de todo esto.

No sé si vosotros lo habéis interpretado como un disco conceptual, pero muchas de sus canciones están hiladas por la temática de las tradiciones y las costumbres, e incluso de días festivos. ¿De dónde surge esta idea?

Sí, hay efemérides del calendario, lógicamente la Virgen del Carmen, la Noche de San Juan, el Carnaval, el Fin de Año, el Día de Difuntos… Es un disco conceptual, y en el trasfondo del disco, siempre lo trato de explicar, digamos que estamos viviendo una era muy marcada por todo lo que es la informática, las redes sociales, yo soy el primero que, por supuesto, hago uso de la informática y tengo mis redes sociales, faltaría más, pero hay como una cierta sensación de pérdida de esas tradiciones, de las pequeñas cosas que pasaban de abuelos a padres, de padres a hijos, de la nana que te cantaba tu abuelo hasta la pequeña fiesta del pueblo donde ibas de pequeño. El avance de los tiempos es magnífico, pero hay cierta sensación de eso, de pérdida de esas costumbres, esa cultura, que en el fondo marca cada lugar, marca cada sitio y que, en el fondo, nos ha marcado a todos. Parece que ahora todo entra como en un encefalograma plano, todos estamos pegados al móvil, al WhatsApp, y se pierden las tradiciones.

Entonces con este disco, ¿se pretende reivindicar un poco el de dónde venimos?

Sí, exactamente, nuestros orígenes. Incluso hay una pequeña intro en el disco que trata de dar ese punto y esa idea para que haya cosas que no se pierdan. Tratamos de dar ese mensaje, pero porque reivindiquemos las tradiciones no por ello, por ejemplo, dejamos de renegar de la contemporaneidad. Es decir, en el disco hay percusiones, hay instrumentos de nylon, pero a la vez hay loop, hay sintetizadores, el trabajo de Carasueño, el productor, ha sido muy importante, no renegamos de los sonidos actuales, buscamos llegar a una mezcla.

El avance de los tiempos es magnífico, pero hay cierta sensación de eso, de pérdida de esas costumbres, esa cultura, que en el fondo marca cada lugar, marca cada sitio y que, en el fondo, nos ha marcado a todos.

Me hablabas de Javi Carasueño, ¿cómo ha sido la experiencia de trabajar con él en “Los pueblos”? Porque ya prácticamente es uno más en la familia Gran Derby Records.

Total, uno más de la familia (risas). Su primer trabajo dentro de Gran Derby fue el disco de Tulsa (“La calma chicha”, 2015), uno de los mejores discos del año, después ha estado trabajando con Alondra Bentley, ahora está con Nine Stories, y es alguien que tanto como músico como productor tiene una vena como muy virtuosa, un entendido, para mí, absoluto de la música, sabe captar o tener la necesidad de saber con una mirada amplia. Por ejemplo, con el primer disco, que es más tradicional o más clásico, no había tantos sonidos contemporáneos, había muchas cosas que digamos estaban en mi cabeza, sonidos, que intentaba llevar a las canciones, pero no sabía. Carasueño es un productor de los que yo creo que hay muy pocos en España, que tenga esa amplitud de recursos, de sacar el jugo a las canciones, los sonidos a las sonoridades, y con él hemos podido compaginar mucho tanto esos elementos tradicionales con los contemporáneos, y yo creo que ha conseguido que no choquen, que suenen naturales cosas muy antiguas con cosas actuales.

Sí, porque en este disco incluso hay sintetizadores. Hay canciones que mezclan sintes con ritmos latinos.

Sí, por eso, si te das cuenta todo va de la misma idea: no cerrarse, tener una mirada amplia. No me gusta, en general, cuando conozco a gente y me dice que su estilo de música o lo que yo oigo, cualquier estilo, el punk, el sixties, el mod, el heavy es lo único bueno y si te sales de esos cuatro parámetros que marcan ese estilo de música hay gente que incluso te llega a decir que eso es una mierda. ¡Es una mierda! ¿Por qué? Hay que mirar la música con una forma amplia, abierta y si se pueden usar cosas antiguas con nuevas es genial, las tenemos ahí a nuestra disposición y por qué no utilizarlas si te apetecen. Tiene que ser incluso una actitud vital, yo creo, incluso fuera de la música.

TripulanteYCrucero_1

Este disco lo he notado muy bailable, pero también muy veraniego por su sonido. Sin embargo, también te puedes topar con canciones más invernales como Poema del frío, ¡que también te hace mover el pie! ¿es este un disco de amor al baile?

Sí que nos gusta cuando estamos componiendo una canción, o en el local de ensayo, darle ese punto a las canciones. También el bailar en los conciertos y que la gente que viene pase un buen rato. Sí que creo que respecto al primer disco hay una intención de que la gente se mueva, que la gente baile, y es algo que nos encanta. Si estamos haciendo una canción y, mientras la estamos tocando, todos estamos moviendo el pie es una buena señal (risas).

Vuestro sonido en España es poco común, sólo me viene a la cabeza vosotros y, por ejemplo, Tórtel. Sin embargo, ahora en América Latina hay un boom de lo que se ha llamado “nuevo pop latino”, especialmente desde hace unos años en Chile. ¿Tenéis alguna referencia de lo que se hace por allí?

Como te decía, no nos fijamos mucho en escenas o tanto en grupos como deberíamos, no me fijo demasiado si hay grupos que se parezcan en España, pero sí es lo que dices, notamos que en Latinoamérica hay un empuje, una fuerza brutal en sitios como Colombia, como Chile, e incluso México. Son sociedades que se están modernizando y actualizando, se nota que allí la música está despegando con una fuerza y una creatividad brutal. Lo ves incluso cuando navegas por redes sociales, la cantidad de decenas de miles de personas que siguen webs o páginas musicales en estos países son inmensas. Se nota que en estos lugares se da, a lo mejor, una efervescencia natural que en España por desgracia se está perdiendo. Parece que aquí cuesta que la gente se ilusione por la música, por los conciertos, parece que está un poco harta de tanta oferta, de tantos grupos, de tanta música. Notas como que en Sudamérica lo están viviendo mucho más, les sale mucho más natural, la gente está más abierta para la música y lógicamente en estos países sus raíces marcan mucho.

Dado vuestro estilo musical, ¿no os gustaría actuar allí? Porque puede tener una buena acogida, la verdad.

Sería absolutamente mi mayor ilusión. Poder embarcarnos y poder decir a todos “oye, vamos a darnos una excedencia en el trabajo de seis meses y nos vamos a hacer las Américas“. La verdad es que me encantaría incluso grabar allí, hay estudios en diversos sitios que son brutales. Nos encantaría tocar allí, conocer músicas de allí, grabar y poder vivir esa experiencia. Yo creo que sería algo súper enriquecedor.

Hay que mirar la música con una forma amplia, abierta y si se pueden usar cosas antiguas con nuevas es genial, las tenemos ahí a nuestra disposición y por qué no utilizarlas si te apetecen.

Dejando un poco la parte del disco, junto con Nacho Ruíz (Nine Stories) capitaneáis el sello independiente Gran Derby Records que, si no me equivoco, en este 2015 cumplís vuestro 5º aniversario. ¿Cómo es hoy día el estar al frente de un sello independiente compaginándolo con la carrera de músico?

Lógicamente, en los tiempos que corren, si no tienes una ilusión brutal por la música, formar parte o dejar una pequeña huella cultural en tu tiempo con los discos que saca tu sello… No es algo que se hace por un interés principalmente económico. Nacho sí le dedica más tiempo, yo menos, pero hay un amor por la música. Respecto a mi grupo más que, a lo mejor, decir “eh, tengo mi sello donde saco mi grupo“, lo siento mucho más como una responsabilidad. Tenemos a artistas de la talla de Tulsa y Alondra Bentley, y es como una responsabilidad. Te obliga y te fuerza a subir el nivel, a hacer un disco mejor todavía. Hacerlo lo mejor posible y no sentirte acomodado, “como tengo un sello hago cualquier cosa y lo saco“, no. Es una responsabilidad, en el fondo vendes tu sello, quieres que haya un nivel.

Somos un sello pequeño, no llevamos muchos artistas, y nos gusta hacer pocas cosas pero tratar de hacerlas bien. Es decir, por tiempo o por economía no podemos sacar más de 3-4 discos al año, pero esos que sacamos nos gusta cuidarlos mucho. Desde las ediciones, que el packaging del disco sea bonito, el arte del disco, que la promo del grupo mole, que el grupo se sienta a gusto… Hacer las cosas con cariño. Un poco una de las ideas que teníamos cuando hicimos el sello fue eso, sentir cariño por los discos, las ediciones, el vinilo, sacamos siempre los discos en vinilo, que las cosas aunque sean pequeñas sean buenas, bonitas, de calidad. Lógicamente estamos en una época donde los discos se venden lo que se venden, relativamente poco comparado con hace diez, veinte o treinta años, una parte importante de seguir adelante, por supuesto, está en el directo, llevar el booking de nuestras bandas, que nuestras bandas toquen, de lo que hay un retorno económico importante, pero bueno, no queremos sacar discos como churros ni tener cuarenta artistas en el roster de Gran Derby, sino que los que haya estén a tope, se sientan parte de la familia y lo estamos sacando adelante entre todos.

Ya terminando, ¿cuáles son vuestros próximos proyectos? ¿Próximos conciertos de Tripulante Y Crucero?

Ahora en noviembre estamos a tope con tocar, la parte de promoción está llegando si no a su fin sí pasa el primer tramo. Tocar y que la gente venga, que el concierto que damos esperamos que les guste y, a la vez, nos llamen y que eso sea un poco una bola de nieve que va un poco a mayor. Ahora tocamos en Almendralejo, en Madrid, Salamanca y Guadalajara antes de fin de año, y ya para enero y febrero tenemos cerrado Valencia, Castellón, unas cosas en Galicia y volver a Madrid. Es decir, sobre todo tocar, porque hoy en día es la forma de que la gente te conozca y de expresarte como músico más allá del disco.

Dado nuestra línea cultural, pero no cerrada sólo a la música, nos gustaría acabar con una recomendación tuya. Ya sea un disco, libro, película o serie, por ejemplo. ¿Qué recomendarías?

Voy a cambiar el tercio totalmente, no voy a decir nada ni especialmente musical ni que tenga que ver con el grupo, con lo cual giro radical. He visto la primera temporada de una serie que se llama “The brink” que los protagonistas son Jack Black y Tim Robbins, y es una especia de “Homeland” pero de coña absoluta. Jack Black y Tim Robbins lo hacen espectacular, no me reía tanto con una serie en mucho tiempo. Todo eso del espionaje, el terrorismo, pero de una forma súper cómica, con lo cual hablamos de positividad en la música, cuando uno se pone en casa con el ordenador, la tablet o la tv, tratar de reír en estos momentos.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s